Historia

Los orígenes de este verdadero antes y después en la historia de la cultura y las artes en Curicó, se remontan a mediados de la década del noventa.

En aquel momento había surgido con fuerza la necesidad de contar con un Teatro abierto a la comunidad, donde se pudiera recibir a los mismos artistas que se reciben en otras ciudades, como Santiago, Concepción o Talca.

Motivados por esa y otras inquietudes relacionadas con la cultura, un numeroso grupo de curicanos de distintas instancias relacionadas con la vida cultural en la comuna, se formó con el fin de que se mejorara el área.

En medio de ello surgen las discusiones encaminadas a la construcción de un teatro.

Gracias al compromiso del Gobierno, el Municipio y la ejecución realizada en el marco de la administración de Javier Muñoz, se destinaron los recursos y se pudo cumplir con el anhelado sueño: el Teatro Provincial de Curicó.

Fue el año 2015, diciembre, cuando por primera vez se abrieron las puertas del recinto artístico, iniciativa que significó un nuevo aire para la vida y desarrollo artístico de Curicó.

Dotado de un aforo de 498 butacas, el Teatro Provincial de Curicó cuenta con condiciones tecnológicas, de sonido e iluminación, al nivel de los más modernos teatros de Chile y otras naciones.

Desde sus inicios a la fecha, más de 40 mil personas han llegado hasta el recinto y por él han pasado artistas de gran calidad, nacionales y extranjeros y de distintas disciplinas.

Hoy el Teatro Provincial de Curicó se consolida paulatinamente como uno de los principales puntos de encuentro de toda la ciudadanía.